viernes, 25 de septiembre de 2009

La tecnología que todo geek y tecnólogo quisiera tener - 3 - TERMINATOR

SeGuIr EsTe BiChO eN

Esta es una serie de películas consideradas en su tiempo como violentas. La primera de esta serie de cuatro vio la luz en las salas de cine en 1984 y se podía observar en ella una tecnología futurista, al igual que su homóloga de 1985 Back to the Future y la antecesora de estas dos, Tron (de estas últimas dos se habló brevemente en el post de El efecto Wikipedia).

La saga de Terminator destaca por la tecnología aplicada por el sistema Skynet primero, para la creación de organismos artificiales de aspecto humano con habilidades superiores, tipos diversos de máquinas con la capacidad de ser, algunas, armas de destrucción masiva y, posteriormente, para la elaboración de híbridos entre humano y máquina (el caso más notorio es el de Marcus Wright en la última película, Terminator Salvation). Resaltan los personajes principales: el T-800, el T1000, el TX y el T-950 (Marcus).

El T-800 es uno de los primeros modelos del sistema Skynet, está hecho con piezas metálicas que funcionan de manera mecánica, recubierto con una especie de capa que se asemeja al tejido humano y tiene instalado un objetivo mediante un software. Oberva cómo Skynet construye este modelo, una de sus primeras creaciones.



En The Terminator, el objetivo es matar Sarah Connor (interpretada por Linda Hamilton) para evitar el nacimiento de John Connor, líder de la resistencia del siglo XXI contra el sistema Skynet; en Terminator 2: The Judgment Day, el objetivo es defender a Sarah y John del T1000, quien tiene el objetivo de matarlos para así evitar la formación de la resistencia del futuro; en Terminator 3: Rise of the Machines, el objetivo es evitar la muerte de John Connor y su futura esposa, Kate Brewster, así como de gente que será clave en la futura resistencia. Este modelo T-800 tiene un sistema de reconocimientos diversos, fuerza sobrehumana y es resistente a impactos físicos fuertes, pero al estar hecho de metal sólido ocasiona que sea lento y pesado. El T-800 aparece en las cuatro películas de la serie Terminator y es interpretado, en las primeras tres, por Arnold Schwarzenegger (hoy, gobernador de California, USA) y en la cuarta por el actor austriaco Roland Kickinger.



El T-1000 es la evolución de los modelos anteriores. También producido por Skynet está hecho a base de mercurio, metal líquido y otras aleaciones que le permiten regenerarse a sí mismo siempre y cuando no halla perdido alguna parte de su cuerpo, sanar sus heridas rápidamente, no es pesado, por lo tanto es muy veloz y al igual que el T-800 tiene fuerza sobrehumana. Como habilidad especial, tiene la capacidad imitar voces y transformarse en todo aquello con lo que halla tenido contacto, lo que sea (humano o cualquier objeto) y puede transformar sus extremidades en puntas, navajas u otras cosas metálicas. Su misión es exterminar a Sarah Connor y a su hijo John para que la resistencia del futuro contra Skynet no llegue a existir. El T-1000 aparece en la segunda película, Terminator 2: The Judgment Day en 1991 y es interpretado por Robert Patrick.



El T-X, terminator villano de esta película, en esta ocasión tiene aspecto de una mujer muy atractiva y podría ser la más grande muestra de tecnología en un androide de la saga de películas de Terminator. Está hecha a base de varios metales con técnicas de nanotecnología, por lo cual tiene todas las habilidades de sus dos antecesores, el T-800 y el T-1000, así como otras mejoras. Sus principales armas son un cañón en el brazo derecho que es capaz de causar daños irreparables (puede transformar a voluntad este brazo), así como la capacidad de transmitir un tipo de virus informático (malware), gracias al cual puede manipular cualquier dispositivo electrónico (en este fileme logra infectar al T-800 para que sea él mismo quien extermine a John, pero no tiene éxito, ya que el software de este Terminator entra en conflicto). La misión de esta enviada de Skynet es eliminar a John Connor, a su futura esposa Kate Brewster y otras personas que serán elementos claves en la resistencia. La T-X aparece en la tercera película Terminator 3: The Rise of the Machines en 2003 y es interpretada por Kristanna Loken.



En la última película de esta serie de cuatro, Terminator Salvation: The Future Begins, se hace toda una demostración de la tecnología bélico - mecánica de Skynet, pues el filme se desenvuelve en el contexto de la guerra del hombre contra las máquinas en pleno siglo XXI.



El terminator que aquí se muestra es uno de los primeros terminators de una nueva generación, un prototipo denominado T-950: un condenado a muerte por asesinato, Marcus Wright, acepta donar su cuerpo a la ciencia después de ser ejecutado para que la empresa Cyberdine, creadora de Skynet, realice experimentos; años más tarde, después de iniciada la guerra, Marcus es despertado de su sueño con la firme convicción de que sigue siendo un ser humano como cualquiera, sin embargo nota cambios considerables, por ejemplo, es demasiado rápido y su fuerza es superior a la del ser humano promedio. Cuando es capturado por la resistencia es sujetado fuertemente con barras metálicas y cadenas y, con el torso casi totalmente descarnado, puede observar que por dentro es una máquina y entonces le dicen el resultado de los análisis que le hicieron: es un Terminator especialmente construido, pero conservando su corazón y cerebro humanos, por lo cual no pierde su personalidad; es un ciborg (organismo biotecnológicamente perfecto). Su misión no es clara, pues ni siquiera sabía que era parte humano y parte máquina, pero ayuda a John y a la resistencia para llevar a la práctica un método con el que probablemente puedan detener a las máquinas para siempre; aunque cabe mencionar que la intención de Skynet al crear este tipo de ciborgs era la de tener un control perfecto de infiltración en los grupos de la resistencia. Este terminator aparece en esta cuarta parte, que salió apenas en mayo de 2009, y es interpretado por Sam Worthington.



Después de haber visto las especialidades y evoluciones de cada Terminator en los filmes, dejo la pregunta abierta... ¿qué adelantos se pueden observar actualmente a partir de las habilidades de los cuatro Terminators? y ¿con cuáles habilidades te quedarías? Yo, por mi parte, me quedaría con la fuerza del T-800, la imitación de voces (por lo menos, jaja) del T-1000, la capacidad de manipular dispositivos electrónicos a voluntad de la T-X y la conciencia humana de Marcus

Anímate, deja tus comentarios y recomienda este blogg, si te es posible, a quien le pudiéra interesar. ¡Buen fin de semana!


SeGuIr EsTe BiChO eN

No hay comentarios: